Hay muchas recetas con frutos secos fáciles de preparar y con las que mejorar tu salud cardiovascular, desde un delicioso desayuno (yogurt con avellanas y granola) hasta una fantástica comida (pasta con anchoas y pesto de nueces) o una sabrosa cena (crema de calabaza, gorgonzola y almendras).

Más recetas deliciosas

Los comentarios están cerrados.

Top